Detrás de la puerta, esto

Detrás de la puerta, esto
Procuro que mi blog sea agradable como lo es un buen vino para quién sepa de cepas; como un buen tabaco para aquellos que, como Hemingway, apreciaban un buen libro, un buen vino, un buen ron y un buen puro. Es todo mi intento para cuando abra esta puerta (Foto: Fotolia.com).

Temas disponibles en este blog

jueves, 10 de enero de 2008

Aquellas radios de la década de 1960

La década de 1960 fue apasionante en la radiofonía paraguaya. Fueron tiempos de muchos agradables cambios venidos de la mano del rock and roll de Elvis Presley, del radioteatro nocturno de Ricardo Turia y de los programas de boleros de Herma Sosa Montanía. Era la década de la creación de radio Ñandutí y de la vigencia de aquellos respetables noticieros de radio Paraguay y, como si todo fuera poco, de la creación y puesta al aire de Canal 9, TV Cerro Corá, desde su pequeño estudio del edificio del IPS sobre la calle Pettirossi.

Los años ´60 me recuerdan los programas en vivo de radio Ñandutí sobre la calle Antequera al 654, de los sábados al anochecer y; de los de Paraguay, los domingos desde las 10.00 y que arrancaba con la presentación de Rafael Rojas Doria y César Alvarez Blanco (Los Compadres) para seguir con la presentación en vivo de orquestas asuncenas famosas de la época como los Blue Caps, artistas exclusivos de las grandes fiestas del prestigioso Sportivo Sajonia.

Aquella década era la de los radios con, en, para y por el espectáculo. Las grandes fiestas de los clubes Sol de América, Cerro Porteño, Mbiguá, Emiliano R. Fernández, Sport Colombia de Fernando de la Mora, River Plate, Guaraní, eran transmitidas por las radios que, para dichos eventos, enviaban a sus mejores animadores: Alejandro Ortíz Aquino (Chicle); Narciso Ríos, Papi Nuñez, Papote Fretes, Blanca Navarro, Arturo Rubín, Rodolfo Schaerer Peralta y tantos otros que, junto a los integrantes de orquestas típicas y modernas eran verdaderas estrellas del escenario.

Juan Bernabé Apodaca, el propietario de radio Comuneros, era el exclusivo relator de los corsos del carnaval asunceno organizados por la comuna. Bernabé falleció el 8 de junio de 1974.

Memorables fueron aquellos programas de músicas paraguayas, mejicanas, valses y modernas. Aquel con Britez Monín y su "Mañanitas paraguayas" por radio Guaraní; el "Levántese contento y con ganas" de Miguel y Nery Fernández, por radio Comuneros desde 1961; el espacio "Compases de valses", de las 9.00 por radio Nacional del Paraguay. Por esa época un jovencito de pelo largo y ojos claros, Juan Carlos "Coco" Bernabé, enloquecía a los jóvenes con toda la "pesada" de Palito Ortega, Juan Ramón, Los Iracundos, Beatles, Rolling Stones, Elvis Presley, desde su famosisimo "El club de los discómanos".

¡Y los radioteatros!: ¡qué tiempos de Ricardo Turia y su "Drácula" y de Luís Roberto Volpi y Mabel Saenz con "El león de Francia"! El elenco de Carlos Lacentre Junior no quedaba atrás. Toda la tarde de radio Comuneros era de los radioteatros. Y el relator infaltable de esos imperdibles capitulos era Silvio Noguera Ayala y el operador, también infaltable, Lucio Ovelar Santacruz. Los radioteatros no tenían competencia, se cortaban solos ya que la televisión apareció recien en 1965 e iniciaba su transmisión a las 17.00.

La radio paraguaya de la época también guarda memorables recuerdos de "La pensión de Ña Lolita" (radio Paraguay); "La fonda de ña Filomena" (Comuneros), con la dirección de José Estigarribia y las tardes folclóricas - humorísticas con José L. (Leandro) Melgarejo en radio Guaraní.

Cambia el más fino brillante / de mano en mano su brillo / cambia el nido el pajarillo / cambia el sentir un amante escribió la tucumana Mercedes Sosa. Y así como todo cambia, también cambiaron los programas radiales, las mismas radioemisoras de las que sólo algunas quedan hasta hoy (Nacional, Ñandutí y Cáritas) y los estilos de hacer radio. Ahora la radio es informativa y musical, dejando de lado el espectáculo y, por tanto, sus famosas fonoplateas.

Acaso sea un modesto homenaje a aquellos tiempos de la radio paraguaya las nuevas letras del uruguayo Jorge Drexler: Cada uno da lo que recibe / y luego recibe lo que da / nada es más simple / no hay otra norma / nada se pierde / todo se transforma.

Sí, todo se transforma...

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Gracias por los recuerdos de buenos viejos tiempos. Yo escuchaba con mucho cariño todo esto que desribís, desde mi querida Clorinda...Gracias

Juanjo desde Buenos Aires

Anónimo dijo...

encuentro que es muy hermoso y necesito algunos datos más, por ejemplo quiénes fueron los primeros periodistas de radiofonía en nuestro país?